¡Hola pareja!

Hoy os quiero hablar de un tema que os suele perturbar e inquietar, sí… los invitados. Evidentemente una boda sin invitados no sería lo mismo, pero seguramente no todos le pondrán la misma ilusión y le darán el mismo valor a vuestro día, aunque lo disfruten como niños pequeños en una piscina de bolas. También estan los invitados que por “X” circunstancias no se hablan o no se llevan, os quiero dar algunos consejos sobre cómo manejarlos de la mejor manera y disfrutéis y disfruten de vuestro día y lo den todo.

– Padres divorciados: muchas parejas, incluso tú que lo estás leyendo, te encuentras en esta situación, los padres están separados y no se hablan, acabó como el Rosario de la Aurora para ellos y te da miedito o respeto que acabe siendo difícil para ti o para ellos. Allá voy; Aunque esto depende mucho de cada situación, en esta situación tan especial tanto papá como mamá deben hacer de tripas corazón, es vuestro día y deben dar los mejor de si mismos. Lo que si puedes hacer para ayudarles es rodearles de sus seres queridos y familiares, no les váis a pedir que bailen juntos, simplemente que compartan un espacio en común y que disfruten con su família, para ellos es un orgullo veros disfrutar de la magia de vuestra boda y que además queráis contar con ellos pese a sus circunstancias. Sois la circunstancia más bonita de sus vidas. Tened paciencia y con un poquito de mano izquierda los tenéis en el bolsillo.

– Ex parejas de amigos que coinciden: qué tahúres vais a tener que ser, puede ser una situación incómoda, puesto que lo mejor, si las dos personas son vuestros amigos es no tomar partido, pero SOBRETODO no sentarlos en la misma mesa o por lo menos con muchísima gente por en medio con la que se lleven a las mil maravillas. Si hay rencillas, rencor o se llevan como el gato y el perro (por cierto, mi perra y mi gato se llevan de maravilla y no entiendo la expresión) es mejor separarles, por el bien de vuestra boda y vuestros amigos, aunque os duela en el corazón.

– Amigos que ya no tienen relación: No sólo las parejas se separan, también las relaciones de amistad terminan, por X o por Y. Incluso pueden llegar a ser más traumáticas que terminar con una relación de pareja. Lo mejor y la única solución es sentarles lejos los unos de los otros.

wedding-planner-barcelona

Después de estos consejitos, mi última recomendación es que DISFRUTÉIS, vosotros sois los protagonistas y los dueños y señores de vuestra boda (VUESTRA BODA VUESTRAS NORMAS). La gente que os quiere se adaptará a las decisiones que toméis, no os calentéis la cabeza y tomad las decisiones que a vosotros os parezcan mejor.

¡Sed Malos y queros mucho!

Laia

¡Hola pareja!

Hoy os quiero hablar de un tema que os suele perturbar e inquietar, sí… los invitados. Evidentemente una boda sin invitados no sería lo mismo, pero seguramente no todos le pondrán la misma ilusión y le darán el mismo valor a vuestro día, aunque lo disfruten como niños pequeños en una piscina de bolas. También estan los invitados que por “X” circunstancias no se hablan o no se llevan, os quiero dar algunos consejos sobre cómo manejarlos de la mejor manera y disfrutéis y disfruten de vuestro día y lo den todo.

– Padres divorciados: muchas parejas, incluso tú que lo estás leyendo, te encuentras en esta situación, los padres están separados y no se hablan, acabó como el Rosario de la Aurora para ellos y te da miedito o respeto que acabe siendo difícil para ti o para ellos. Allá voy; Aunque esto depende mucho de cada situación, en esta situación tan especial tanto papá como mamá deben hacer de tripas corazón, es vuestro día y deben dar los mejor de si mismos. Lo que si puedes hacer para ayudarles es rodearles de sus seres queridos y familiares, no les váis a pedir que bailen juntos, simplemente que compartan un espacio en común y que disfruten con su família, para ellos es un orgullo veros disfrutar de la magia de vuestra boda y que además queráis contar con ellos pese a sus circunstancias. Sois la circunstancia más bonita de sus vidas. Tened paciencia y con un poquito de mano izquierda los tenéis en el bolsillo.

– Ex parejas de amigos que coinciden: qué tahúres vais a tener que ser, puede ser una situación incómoda, puesto que lo mejor, si las dos personas son vuestros amigos es no tomar partido, pero SOBRETODO no sentarlos en la misma mesa o por lo menos con muchísima gente por en medio con la que se lleven a las mil maravillas. Si hay rencillas, rencor o se llevan como el gato y el perro (por cierto, mi perra y mi gato se llevan de maravilla y no entiendo la expresión) es mejor separarles, por el bien de vuestra boda y vuestros amigos, aunque os duela en el corazón.

– Amigos que ya no tienen relación: No sólo las parejas se separan, también las relaciones de amistad terminan, por X o por Y. Incluso pueden llegar a ser más traumáticas que terminar con una relación de pareja. Lo mejor y la única solución es sentarles lejos los unos de los otros.

wedding-planner-barcelona

Después de estos consejitos, mi última recomendación es que DISFRUTÉIS, vosotros sois los protagonistas y los dueños y señores de vuestra boda (VUESTRA BODA VUESTRAS NORMAS). La gente que os quiere se adaptará a las decisiones que toméis, no os calentéis la cabeza y tomad las decisiones que a vosotros os parezcan mejor.

¡Sed Malos y queros mucho!

Laia

¡Hola pareja!

Hoy os quiero hablar de un tema que os suele perturbar e inquietar, sí… los invitados. Evidentemente una boda sin invitados no sería lo mismo, pero seguramente no todos le pondrán la misma ilusión y le darán el mismo valor a vuestro día, aunque lo disfruten como niños pequeños en una piscina de bolas. También estan los invitados que por “X” circunstancias no se hablan o no se llevan, os quiero dar algunos consejos sobre cómo manejarlos de la mejor manera y disfrutéis y disfruten de vuestro día y lo den todo.

– Padres divorciados: muchas parejas, incluso tú que lo estás leyendo, te encuentras en esta situación, los padres están separados y no se hablan, acabó como el Rosario de la Aurora para ellos y te da miedito o respeto que acabe siendo difícil para ti o para ellos. Allá voy; Aunque esto depende mucho de cada situación, en esta situación tan especial tanto papá como mamá deben hacer de tripas corazón, es vuestro día y deben dar los mejor de si mismos. Lo que si puedes hacer para ayudarles es rodearles de sus seres queridos y familiares, no les váis a pedir que bailen juntos, simplemente que compartan un espacio en común y que disfruten con su família, para ellos es un orgullo veros disfrutar de la magia de vuestra boda y que además queráis contar con ellos pese a sus circunstancias. Sois la circunstancia más bonita de sus vidas. Tened paciencia y con un poquito de mano izquierda los tenéis en el bolsillo.

– Ex parejas de amigos que coinciden: qué tahúres vais a tener que ser, puede ser una situación incómoda, puesto que lo mejor, si las dos personas son vuestros amigos es no tomar partido, pero SOBRETODO no sentarlos en la misma mesa o por lo menos con muchísima gente por en medio con la que se lleven a las mil maravillas. Si hay rencillas, rencor o se llevan como el gato y el perro (por cierto, mi perra y mi gato se llevan de maravilla y no entiendo la expresión) es mejor separarles, por el bien de vuestra boda y vuestros amigos, aunque os duela en el corazón.

– Amigos que ya no tienen relación: No sólo las parejas se separan, también las relaciones de amistad terminan, por X o por Y. Incluso pueden llegar a ser más traumáticas que terminar con una relación de pareja. Lo mejor y la única solución es sentarles lejos los unos de los otros.

wedding-planner-barcelona

Después de estos consejitos, mi última recomendación es que DISFRUTÉIS, vosotros sois los protagonistas y los dueños y señores de vuestra boda (VUESTRA BODA VUESTRAS NORMAS). La gente que os quiere se adaptará a las decisiones que toméis, no os calentéis la cabeza y tomad las decisiones que a vosotros os parezcan mejor.

¡Sed Malos y queros mucho!

Laia